jueves, 5 de junio de 2014

ciclo A - Pentecostés 08 junio 2014

 CICLO A - PENTECOSTES 08.06.2014
Lecturas: Hch 2,1-11    Sal 103    1 Cor  12, 3-7. 12-13     Jn 20, 19-23
Hechos: Al llegar el dia de Pentecostés, estaban todos reunidos en un mismo sitio, y de repente resonó en toda la casa un viento recio... se
Llenaron todos de Espíritu Santo y se pusieron a evangelizar cada uno en la lengua que el espíritu le sugería.
Salmo: Envía tu Espíritu Señor y repuebla la faz de la tierra.
1ª Cor: Nadie puede decir “Jesús es Señor” si no es bajo la acción del Espíritu Santo, que se manifiesta en cada uno para el bien común.
Juan: Jesús se pone en medio de ellos, exhaló su aliento y los envió.

SIGNOS QUE PODEMOS UTILIZAR: 
Unas semillas de garbanzos o lentejas, una maceta, un huevo,

HOMILÍA
 1.    Hermanos, estamos en el domingo de Pentecostés, hace ya 50 días que celebramos la resurrección de Jesucristo. Durante este tiempo Jesús resucitado se ha ido apareciendo a sus discípulos, para que estos vayan resucitando a sus miedos y transformándose en personas nuevas.........
 a)    Pero esa transformación es imposible sin la fuerza de Dios, la fuerza del Espíritu Santo …....
 b)   Hay algo interior que los renueva.... algo que sale de dentro y que lo transforma todo....
 2.    (VAMOS ENSEÑANDO LOS SIGNOS QUE TENENOS) 
 a)    ¿qué es lo que hace que una planta crezca y se llene de flores y se transformen en frutos?
 b)   ¿qué es lo que hace que una semilla muerta se convierta en una planta nueva?
 c)    ¿Qué es lo que hace que uno se levante cuando se cae?
 d)   ¿Qué es lo que hace que alguien que odia a otro, perdone?
 e)    ¿Qué es lo que hace que un gusano de seda se  transforme en mariposa?
 f)     ¿qué es lo que hace que de un huevo, nazca la vida de un pollito?
·        Una fuerza interior que lo transforma todo y lo renueva todo......
 3.    Pero ¿Dónde se encuentra esa fuerza?   
 a)    NO se puede ir a hipercor a comprar un kilo de esa fuerza interior... de esa sabiduría.... de esa esperanza.......
 b)   porque esa fuerza interior viene de ¿donde? … de Dios....
 c)    Es la fuerza de Dios, el espíritu de Dios,  el que hace que crezcan las plantas... los árboles...
 4.    ¿y a quién da Dios esa fuerza? ¿tienes que ser absolutamente perfecto y maravilloso para que te de esa fuerza?
 a)    Los discípulos estaban escondidos por miedo....no eran perfectos....habían dejado solo a Jesús en la cruz... no eran valientes.... lo habían traicionado... no eran santos....
 b)    Pero sabiéndose pecadores.... querían que Dios les ayudase a cambiar.... y se dejaron llenar del espíritu de Dios.....porque no se marcharon, porque estaban donde debían de estar.... aunque asustados, seguían juntos.
 c)    Por lo tanto, esto demuestra, que no viene sobre los perfectos, porque no hay nadie perfecto, todos nos equivocamos y comentemos errores..... viene sobre los que le piden a Dios que les ayude a cambiar... sobre los que le dejan la puerta abierta de su vida a Dios para que entre.
 d)    ¿Tenemos nosotros la puerta de nuestra vida cerrada o abierta a Dios? … supongo que abierta, porque si no, no estaríamos aquí.... pero además necesitamos confianza en su mensaje y en su misión.
 5.    ¿Y cómo es esa fuerza?
 a)    NO es mágica.... la definen con algo normal y cotidiano... con un viento, una brisa...el aliento de Dios, el mismo que crea todo.... y que puede recrearnos por dentro.
 b)    No es algo a lo que tengamos que tenerle miedo......que nos puede dañar.
 c)    Todo lo contrario, es una sabiduría que hace que saquemos lo mejor que tenemos dentro, es por lo tanto una suerte, una maravilla para quien la tiene...
 6.     ¿Y para qué sirve esa fuerza?.... pues para transformar el mundo.....transformando a cada uno de nosotros en personas buenas, obedientes, misericordiosas, trabajadoras, disciplinados, comprometidos con un mundo mejor, solidarios con los necesitados........
 a)    Por eso, dejémonos transformar por esta fuerza.... para transformar el mundo.... para cambiarlo y hacer que sea ese cielo en la tierra que todos deseamos......
 b)   Por eso, los discípulos y nosotros, tenemos la misión de seguir transformando el mundo en ese cielo en la tierra que Dios quiere, en el reino de Dios, que hay que construirlo en el cielo como en la tierra.
 c)    Y el alimento que necesitamos para ello, es la comunión.... con este Dios que tenemos en la Eucaristía... para que entrando en nosotros, nos convirtamos en un trozo de Dios en medio del mundo.