jueves, 22 de diciembre de 2016

CICLO A - Día de Navidad. Niños. 25.12.2016
Lecturas: Is 52, 7-10    Sal  97          Hb 1, 1-6     Jn 1, 1-18
Is: Qué hermosos son sobre los montes los pies del mensajero que proclama la paz, que anuncia la buena noticia, que pregona la justicia
Sal: El Señor da a conocer su salvación, revela a las naciones su justicia.
Hb: En muchas ocasiones y de muchas maneras habló Dios antiguamente a los padres por los profetas. En esta etapa final, nos ha hablado por el Hijo
Jn: En él estaba la vida, y la vida era la luz de los hombres. Y la luz brilla en la tiniebla, y la tiniebla no la recibió. El Verbo era la luz verdadera, que alumbra a todo hombre, viniendo al mundo. En el mundo estaba; el mundo se hizo por medio de él, y el mundo no lo conoció. Vino a su casa, y los suyos no la recibieron. Pero a cuantos la recibieron, les dio poder de ser hijos de Dios, a los que creen en su nombre. Éstos no han nacido de sangre, ni de deseo de carne, ni de deseo de varón, sino que han nacido de Dios.

SIGNO... Luz, la luz de Belén. Un recipiente donde vamos a quemar papeles, y unos carteles con los textos: Sin hogar, guerra, pobres, enfermos, muerte.(con los que vamos tapando la luz de Belén). Luego con la luz de Belén encendemos un fuego y quemamos los carteles.

HOMILÍA
1)      Esta noche es Nochebuena y mañana Navidad, saca la bota María que me voy a emborrachar... ande, ande Anoche fue Nochebuena y hoy es Navidad.
i)        Nochebuena es la noche de la alegría, donde celebramos que en medio de la oscuridad del mundo, la luz de Dios, esa que viene en la estrella de oriente y que iluminó toda la noche.
ii)      Y por esa alegría , porque Dios vino a socorrer con su luz la oscuridad del mundo, porque su amos es tan grande que se encarnó en Jesús de Nazaret, en un pequeño bebé, por eso, lo celebramos cantando, bailando, comiendo toda la familia juntos, riéndonos.
2)      Y esto que decimos no es una forma de hablar:
a)      Muchos de nosotros anoche estábamos con toda la familia, delante de una mesa repleta de manjares, llenos de alegría y felicidad, en un lugar calentito y bien arropaditos. Llenos de luz y de alegría.
b)      Pero no todas las personas del mundo se sintieron anoche así, para muchas, muchísimas, no fue una noche de alegría: Muchas no tuvieron una casa donde refugiarse del frio y durmieron debajo de unos cartones o bajo un puente ¿crees que tienen alegría?. En zonas de guerra, vivieron pendientes del ruido de las bombas, llenas de miedo ¿crees que tienen alegría?. Otros no tenían nada que poner en la mesa ¿crees que tienen alegría? . Otros vivieron en una habitación de hospital llenos tubos y miedo ¿esto es justo? ... otros mirando el hueco de la mesa de los que ya no están y se les echa de menos. ¿creéis que en sus vidas había luz o había oscuridad?.. oscuridad... (con cada cosa que decimos sacamos un cartel grande de papel con las palabras: injusticia, pobreza, avaricia, enfermedad, muerte. ... y vamos tapando la luz de Belén... la luz del amor .
Jesús viene para cambiar esa luz en el fuego de la vida...
3)      Jesús es humildad, es justicia, es amor, es perdón, es austeridad, generosidad y entrega, es Amor total.
i)        Pero ¿cómo se hace esto? ¿cómo llega esa luz de la vida a personas y situaciones de oscuridad? ¿sólo porque sea Navidad?
ii)      NO, esa luz no llegará al mundo, si esa luz no brilla dentro de nosotros, o sea, si nosotros no tratamos
(1)    con nuestra solidaridad de Eliminar el hambre del mundo.
(2)   Con nuestra justicia de eliminar las guerras.
(3)   Con nuestra acogida hacer que no haya personas sin techo.
(4)   Con nuestra presencia, hacer que los que estén enfermos no se sientan solos.
(5)   Creer con nuestra fuerza y oración, que los que han muerto, están en el cielo.
iii)     (vamos echando al fuego cada uno de los carteles y que van desapareciendo...y quedando la luz del fuego de la luz de Belén.)
4)      Por eso, será Navidad de verdad en el mundo, si nosotros dejamos que Jesús nazca dentro de nosotros, si nuestro corazón se convierte en el portal de Belén.
i)        Por eso dice la escritura que "vino a su casa y los suyos no la recibieron", o sea "viene a nuestra casa, que es nuestra vida" ¿Y nosotros la recibimos o no?
ii)      Porque si la recibimos se nos tiene que notar en las cosas que hacemos por los demás...
iii)    Pero si nos quedamos solo en los villancicos y la fiesta, no será Navidad.

b)      Ayúdanos Señor a ser valientes y decirle que sí a Dios en nuestra vida, para que de verdad pueda ser Navidad en el mundo.